¿Te rompieron el corazón?

10 02 2013

Imagen

El ser humano es imperfecto por naturaleza, y comete errores que no sólo dañan a quien realizó la acción, sino también a quien fue objeto de ella; sin embargo, ¿qué tan sencillo es perdonar y olvidar a quien te rompió el corazón?

Existe una gran diferencia entre perdonar y olvidar, aunque ambos conceptos se encuentran estrechamente relacionados. Las personas, al paso de los años, van almacenando las heridas  como parte de sus recuerdos y, al igual que ellos, se proyectan continuamente en el presente del individuo evitando su crecimiento.

 Para Fred Luskin, psicólogo  y director del Proyecto del Perdón de la Universidad de Stanford,  perdonar no significa aceptar la crueldad ni olvidar que algo doloroso ha sucedido ni tampoco excusar un mal comportamiento; ni  tampoco implica la reconciliación con el ofensor.

 Luskin sugiere que el perdón sirve para descansar y no implica que el ofensor se saldrá con la suya. Significa no sufrir eternamente por esa agresión.

 Es necesario que  aprendas a perdonar y olvidar si deseas continuar con tu vida. Por ello, aquí están algunas claves que te ayudarán a conseguir este objetivo:

 1. Reconoce tus sentimientos. Evadir no te ayudará en nada. Vive y analiza la tristeza y el enojo que sientes.

 2. Todos cometen errores, incluso tú. Nadie esta excepto. Antes de juzgar reflexiona antes sobre las condiciones y lo que llevó a causar el problema y, por consiguiente, la ruptura.

 3. Decide olvidar. Lo difícil no es olvidar, es tomar la decisión de que es el momento de hacerlo. Si no lo haces, jamás podrás dejar atrás tu pasado, por lo tanto, te quitarás la oportunidad de poder disfrutar del presente.

 4. Date un espacio. No temas a la soledad, ésta puede ayudarte a encontrar a la persona más importante de tu vida: tú. Date un espacio para ti. Realiza actividades que te generen placer emocional y físico.

 5. Tiempo. Una relación no dura un minuto ni dos horas, por consiguiente, el dolor no puede desvanecerse de esa forma. Date tiempo y permite que este fluya; no sólo te ayudará a sanar las heridas, sino  que te permitirá ver las cosas desde otro punto.

 Olvidar y perdonar son acciones que te permitirán estar en paz contigo mismo, y te ayudarán a continuar tu camino.

Anuncios